ASUMIÓ EL NUEVO GERENTE GENERAL DEL HOSPITAL JUAN DOMINGO PERÓN

Locales 23 de enero de 2020 Por
La ministra de Salud Pública, Josefina Medrano, puso en funciones al médico Juan Ramón López, ocasión en la que reafirmó que los lineamientos de la gestión son trabajar en equipo y para las personas.
DrLopez_Hospital_Tartagal

 
En un acto desarrollado en Tartagal y presidido por la ministra de Salud Pública, Josefina Medrano, el médico Juan Ramón López asumió como gerente general del hospital Presidente Juan Domingo Perón, cabecera de esa área operativa.

López es salteño, oriundo de Joaquín V González, tiene 49 años de edad y ejerce la medicina desde hace 24. Se graduó como médico en la Universidad Nacional de Córdoba y se especializó en anestesiología. Es miembro de la Sociedad de Anestesia de Salta. En los últimos cinco años se desempeñó como anestesiólogo en el hospital Juan Domingo Perón, donde hizo la devolución de su residencia profesional.

El hospital de Tartagal es un establecimiento polivalente, de los denominados hospital-escuela, ya que en él se forman profesionales en distintas especialidades. Atiende a una población aproximada de 250 mil personas, entre la ciudad cabecera del departamento San Martín, localidades aledañas y región fronteriza con Bolivia.

Perfil de gestión

“Tenemos muchas cosas por hacer en este hospital, muchas se hicieron bien y vamos a tratar de mejorarlas; lo que por razones de tiempo no se concretó, vamos a tratar de hacerlo”, dijo el nuevo gerente general. "Tengo la confianza suficiente como para pedirles a todos los que trabajan acá que la sensibilidad hacia el prójimo esté a flor de piel, que pongamos dedicación y tengamos paciencia con la gente. Estos son tiempos difíciles, debemos dar contención a la mayor cantidad de la demanda de la población”.

En ese sentido, dijo que la intención es tratar de resolver localmente todas las patologías. “El hospital tiene una excelente infraestructura, tenemos que mantenerla y hacerla crecer; si es necesario incorporar especialistas vamos a tratar de traerlos. Tenemos que resolver acá los problemas de salud de nuestra gente, estamos a 380 kilómetros de Salta, tenemos que pasar por Jujuy y estamos en zona de frontera. Tenemos profesionales bien formados, a los que vamos a valorar, habrá que ampliar los horarios de atención para brindar mayor cobertura y para ello apelaremos al recurso humano”.

López también dijo que “vamos a trabajar intensamente en el cuidado de la salud infantil, atendiendo situaciones de desnutrición y deshidratación; otro frente de trabajo será el control de enfermedades tropicales”.  

Trabajar para las personas

La ministra Medrano agradeció al gerente general saliente, José Fernández y a López, por “aceptar el desafío de dirigir un hospital grande, que necesita fortalecerse en muchas cuestiones”.

Al respecto, comentó que “hemos conversado sobre los objetivos de trabajo en el hospital, que tiene que ver con trabajar en pos de la gente, y eso significa trabajar en equipo, en forma interdisciplinaria y en red, sumando al resto de los prestadores de salud; es un trabajo que se tiene que hacer con todos los actores; no hay otra forma de mejorar la calidad de la atención que no sea actuando en equipo”.

La Ministra también afirmó que “todos los roles son importantes, por eso necesitamos el compromiso de todas las personas”, a la vez que auguró éxito al nuevo gerente y comprometió apoyo a su gestión.  “Desde el Ministerio de Salud Pública y el Gobierno estamos mirando todos para el mismo lado, vamos a brindarle todo el apoyo que necesite para hacer de éste un hospital destacado en la región”.

Sala para pacientes febriles

La ministra de Salud Pública recorrió el sector de guardia del hospital y la sala de internación de pacientes febriles, estratégicamente ubicada lejos de los demás sectores de internación, ya que está destinada a pacientes con sospecha de enfermedades transmitidas por mosquitos (ETM).

Este sector cuenta con ocho camas y cumple con normas de bioseguridad para la permanencia de personas con signos de alerta, cuya sintomatología requiere vigilancia permanente y sostenida por parte del equipo de salud. Las aberturas están dotadas de mallas mosquiteras; también hay tules mosquiteros para protección individual en camas.

La sala cuenta con medicamentos suficientes e historias clínicas especialmente diseñadas para manejo y seguimiento de este tipo de pacientes. Cuenta además con apoyo de laboratorio para controles de rutina y específicos para diagnóstico presuntivo de dengue, fiebre zika, chikungunya y paludismo. 

Te puede interesar