Policías motorizados sostienen la versión de la "batalla campal"

Locales 08 de noviembre de 2016 Por
La primera audiencia duró casi todo el día. Por la mañana, luego de la lectura de la acusación fiscal, los imputados se negaron a declarar por el momento. La primera testigo fue la hija de la víctima, Emilia Mura.
police

De acuerdo a la publicación del Nuevo Diario, esta fue la primera versión que lanzó la Policía ni bien se produjo la muerte de Mura Ortiz cometido el 17 de noviembre de 2013 en el barrio Sarmientode esta ciudad.

La aparición de testimonios de vecinos, que dieron una versión más compatible con un caso de gatillo fácil, hizo variar la acusación hacia cuatro integrantes del Grupo Especial de Apoyo Motorizado (GEDAM).

Así llegaron a juicio los policías Claudio David Burgos, Fernando Martín Cruz, César Carmelo Figueroa y Carlos Alberto Arias, acusados por el delito de “homicidio calificado en abuso de su cargo o en función por pertenecer a la fuerza policial”.

La acusación sostiene que los policías realizaban un operativo cuando fueron interpelados por Mura Ortiz. Hubo una pelea entre el vecino y Burgos y cuando Mura Ortiz estaba dominando al oficial, otro policía le disparó desde atrás.

La primera audiencia duró casi todo el día. Por la mañana, luego de la lectura de la acusación fiscal, los imputados se negaron a declarar por el momento, aunque adelantaron que lo harán más adelante, seguramente luego de tener un mejor panorama de la situación tras escuchar al menos los testimonios considerados a priori importantes.

La primera testigo fue la hija de la víctima, Emilia Mura, quien relató que vio el ingreso de los móviles de la policía motorizada portando armas largas: “Pasó una motorizada y se sentían tiros”, afirmó la joven. Añadió que enseguida le avisaron que su padre “estaba herido que llame a la ambulancia, que los changos estaban ahí, que tiraban piedra que esto y que lo otro” porque ya se había corrido la voz de que “le habían disparado a mi papá”.

La joven aseguró que varias personas del barrio resultaron lesionadas, incluso dijo que un hermano suyo tenía heridas de balas de goma.

También los policías que declararon ayer contaron que hubo lesionados del lado de la fuerza, que estuvieron bajo una “lluvia de piedras”, que los vecinos intentaron tomar la Comisaría Octava, cercana al barrio, y que por eso tuvieron que pedir refuerzos y cercar la dependencia policial con miembros de la Brigada de Infantería.

Por la tarde, indicó el Nuevo Diario, declararon oficiales que en aquel momento estaban en la Comisaría Octava, Gisela Eliana Carral, Carlos Javier Córdoba y Elías Barboza. El comisario Córdoba, que tras el incidente en el barrio hizo un informe sobre lo ocurrido, contó que cuando llegó al barrio Sarmiento, sobre el filo de la medianoche, los móviles policiales estaban sobre la ruta 99, y los policías lesionados salían de “forma peatonal”, y de la misma manera ingresaban al barrio.

Contó que tras entrevistarse con Burgos, que era jefe del grupo del GEDAM involucrado en los incidentes, se adentró en el barrio con dos custodios, que fueron “esquivando para no recibir las piedras”.

El comisario fue quizás quien expuso más claramente lo que parece ser parte de la estrategia defensiva: “Lamentablemente existen integrantes de esa comunidad barrial que no están de acuerdo con vivir en paz y que lamentablemente condicionan”, sostuvo al responder a una pregunta del abogado Marcelo Arancibia, codefensor de Burgos.

La otra parte de la respuesta dio también otros datos valiosos sobre el barrio: “Es muy complicado para el ingreso de personal policial”, sostuvo, es que las calles son angostas y hay piedras que obstaculizan el ingreso de automóviles.

El tribunal, integrado por los jueces Milagro López (presidenta), Marcelo Rubio (vocal) y Ada Zunino (vocal ad hoc), podrá verlo en persona hoy, día en que se realizará una inspección en el lugar de los hechos.

Te puede interesar